El momento de ponerle nombre al bebé

posted by Principesa de Preslav 18 febrero, 2016 67 Comments

Estaba esperando el momento de hablar de este tema y ha llegado la hora de escribir un post sobre ponerle nombre al bebé. Parece un asunto sencillo, pero la verdad es que es otro de esos temas en los que la gente alrededor de los progenitores se siente apta para opinar y, además, llegan al punto de ofender criticando la elección.

Digo que ha llegado el momento porque tengo una amiga en cuyo grupo de amigas una chica que está a punto de dar a luz ha esperado a elegir el nombre has el último momento, lo que ha suscitado un porrón de críticas para después convertirse en aplausos al conocer finalmente el nombre elegido y dar el visto bueno. Ya puede parir en paz. Casi que parece que se trate de la realeza (de esa de la que se me ha olvidado escribir últimamente)

A ver si os vais a creer que las porras y las especulaciones se llevan a cabo sólo cuando la Princesa Catherine está embarazada o cuando el Príncipe Alberto de Mónaco ha conseguido por fin tener hijos con su esposa y no con sus amantes. No, no, este es un tema crucial que llega a cada familia.

El carnet de opinador

Para quien no lo sepa, el el carnet de opinador oficial se puede solicitar en cualquier oficina oficial de Críticos sin Reparos, es gratis y lo mismo que lo hay para todo lo relacionado con un embarazo, parto, alimentación, nombre, colegio, ropa, etc. lo hay para cine, política, gastronomía, series, sociedad… ¡Es un chollo!

Como en esta ocasión estamos tratando el ponerle nombre a los bebés, me voy a centrar en esto. Por supuesto, no vale cualquier nombre para la criatura y esto depende de la edad del opinador y de la región en la que te encuentres. Os explico, en Euskadi tenemos costumbre (que no obligación aunque a algunos les parezca) de poner nombres típicamente vascos y en euskera. Esto está reglado, no os penséis que podéis elegir una palabra biensonante en euskera y ponérselo a un bebé. ¿Y quién lo regula? pues no, no son los consejos de abuelos apalancados en los parques del pueblo, es Euskaltzaindia (lo que viene siendo la RAE para el castellano). Pero ojo, que hay madres y abuelas incapaces de pronunciar algunas sílabas del euskera y eso influye mucho.

Si por lo que sea tenéis curiosidad por ver los nombres aceptados tanto masculinos como femeninos, os dejo el enlace a la web. Pero para que os hagáis una idea rápida de en qué consiste la labor de Euskaltzaindia os voy a poner unos cuantos ejemplos:

  • Puedes llamar a tus hijos: Iker, Mikel, Unai, Iban, Ibai, Urko, Aitor, Ander, Aritz, Gorka… seguro que si conocéis la plantilla del Athletic os suenan la mayoría.
  • Puedes llamar a tu hijo: Zigor (castigo traducido al castellano, que hubo un tiempo en el que se quitó de la lista porque parece que vulneraba los derechos del niño pero sin carácter retroactivo ni proactivo… ahora puedes llamarlo castigo si quieres)
  • Puedes llamar a tus hijas: Ane, Miren, Arantza, June, Josune, Maitane, Nerea, Ainhoa… que seguro que alguno también os suena.
  • Si quieres llamar a tu hija Maren, que se acepta como nombre de varón, pero también existe como hombre de mujer, Euskaltzaindia no te lo permite, pero puedes ir al consulado alemán para pedir un certificado que acredita que es nombre de mujer en Alemania y ya tienes el visto bueno.

Como veis, Euskaltzaindia tiene más poder que la vecina Rosario en la toma de decisión de elegir nombre en euskera. Para que veáis la ironía de estar reglados por este organismo, os voy a poner unos cuantos nombres aceptados por derivar del latín y del castellano:

Xerxes, Telesforo, Agamenon, Akiles, Saturno, Prometeo, Atenea, Andromaka, Antigona, Dionisia

Y estos otros están también aceptados, aunque así a botepronto te parezca que son de personajes de Bola de Dragón:

Burne, Burgondo, Finia, Genofa, Hidra (que este es de los Avengers),… y podría estarme hasta mañana buscando nombres raros

A lo que voy: si quieres nombre en euskera, Euskaltzaindia tiene que tenerlo en la lista. Quizá tengas suerte y puedas añadirle una “k” o una “tz” en alguna parte y lo tengas traducido instantáneamente, de lo contrario, ya sabes consulado o nombre en castellano.

Nosotros teníamos claro que se iba a llamar Klaudia, con K, no porque creamos que así es más euskera que castellano, sino porque Euskaltzaindia lo tenía registrado y de poder hacerlo, preferíamos con K. Punto. Por supuesto esta elección trajo cola.

En España es curioso también, porque puedes llamar a tu hija Madonna, pero no la puedes llamar Julieta (al ser diminutivo de Julia y de quererlo, tienes que querellarte, como ya le pasó a una familia hará unos años). Podéis ver más curiosidades aquí.

Cuando la opinión ofende

Como en todo, ¿verdad? si las cosas se dicen con malicia o sin tener respeto, tocan la fibra.

Hace poco la presentadora de televisión Tania Llasera (que es de aquí de al lado de mi casa, por cierto) daba a luz a su primer hijo al que ya había decidido llamar Pepe. El nacimiento de su hijo coincidió con la muerte de David Bowie y a Tania se le ocurrió rendirle homenaje poniendo un segundo nombre a su hijo. Pasó de Pepe a Pepe Bowie. Os podéis imaginar… en un mundo donde las redes sociales te dan acceso a todo el mundo que tenga un perfil público, las críticas empezaron a llover. Como si eso le fuera a importar a la presentadora más allá de sentirse ofendida por las faltas de respeto.

Hubo una época en la que los famosos empezaron a poner nombres “raros” a sus hijos: La hija de David Bisbal se llama Ella (se pronuncia Ela), el hijo de Alejandro Sanz se llama Dylan, el de Piqué y Shakira Milan, Paz Vega tiene una hija llamada Ava, Joaquim Phoenis tiene hermanos con nombre hippie como River (fallecido), Summer, Rain, Liberty… él mismo se cambió el suyo por Leaf (hoja) pero recuperó el original para triunfar en Hollywood. La mujer de las dietas, Gwyneth Partlow y Chris Martin tiene una hija llamada Apple (manzana) y los hijos de Frank Cuesta son Zorro, Zipi, Zape. Por cierto que Nicholas Cage tiene un hijo llamado Kal-el (que para los ateos del cómic, es el nombre de Superman)
Sin embargo, este rollo dejó de ser cosa de famosos ya que hace poco se registró la primera Kaleeshi en España y también el primer Goku. ¿Recordáis la época en la que Chenoa se puso de moda?

No sé si es sólo cosa de Euskadi (o de un par de mis amigas), donde cada vez se escuchan más nombres en castellano del tipo de Martina, Valentina, Inés, Emma… perfectamente ponibles y que también tienen traducción al euskera (si fuera intención de los progenitores elegirlo así) pero la mirada que te suelen echar aquí cuando te preguntan por el nombre de tu bebé y respondes algo fuera de lo común es esta:

Puede ser esta cara o la que pones al comerte una pipa mala

Incluso suelen recrearse todavía más en el disgusto. Al menos es lo que pasa en mi grupo de amigas, quienes sin ningún reparo, pueden criticar abiertamente que se te haya ocurrido semejante barbaridad (aunque estemos hablando de un nombre tipo Klaudia, eh)

Personalmente he de decir que jamás en la vida he dicho nada en contra de un nombre que no me haya gustado. Creo que elegir el nombre que va a llevar toda la vida tu hijo/a (hasta que cumpla 18 y descubra que se lo puede cambiar en el registro… pero oye, son 18 años) es un asunto muy personal, de los más personales que se puedan dar en todo el rollo de la maternidad (dejando fuera métodos de crianzas y tal) y que debería ir acompañado de un absoluto respeto. ¿Qué pasa si no te gusta? pues que te tragas tu opinión como he tenido que hacer yo porque no soy quien para opinar al respecto. Después cuando nacen los bebés y tienen su nombre, lo aceptas y sigues palante hombre, que hay cosas mucho más importantes por las que poner el grito en el cielo.

Os diré algo. Siempre he querido llamar a mi hija Arale. Soy ultra fan de la serie de Doctor Slump, crecí con ella y siento que tengo mucho en común con la niña robot. Por eso quería ponérselo a mi hija. Después lo sopesé y aunque sé que no es precisamente un nombre que pudiera suscitar mucha controversia, pensé que lo hacía más por mí que por ella, así que como Klaudia nos gustaba desde el principio (teníamos más problemas con el nombre del niño), Klaudia se llamó.

Sin embargo, no pareció gustar a ciertas personas. No es que lo crea, es que lo sé. Lo sé porque me pasé todo el banquete de una boda escuchando a una de mis amigas farfullarme en el oído que por qué íbamos a llamarla así, que de quién había sido semejante idea y que confesara, que me había dejado llevar por mi Consorte. Otra me miró a los ojos y me dijo “No lo estás diciendo en serio. No puedes llamar así a tu hija” y como la mayoría del tiempo me toman por el pito de un sereno porque estoy abusando de la ironía constantemente, cuando estaba de cinco meses, esa misma amiga me dijo “¿Y cómo la vais a llamar al final?, “Klaudia” dije yo, con K, enfaticé, a lo que ella, sin ningún tipo de rubor me respondió: “Creía que era una broma”.

Sí, lo siento, no pasé el corte, el filtro de aceptación, pero tengo, tenemos, la personalidad suficiente para importarnos tres pares de cojones si al entorno, a la familia o a las amistades les parecía correcto o no. Porque correcto es, aunque no te guste.

Dicho esto (porque podría deciros más pero ya sería entrar en temas personales) os pregunto: ¿habéis tenido problemas a la hora de registrar el nombre de vuestros hijos? ¿conocéis algunas historia que contar? ¿alguna anécdota?… pues sed libres de dejarla en un comentario.

Puede que te guste también...

67 Comments

Vicky 18 febrero, 2016 at 2:21 pm

Hola!!! Y qué pasa si viviendo y siendo de Madrid pones a tu hija un nombre vasco??? Pues imagina jajajaj Nosotros pusimos a nuestra hija Uxue, si con X, decidimos que ya que escogíamos un nombre vasco no lo íbamos a “castellanizar”. Hubo opiniones y comentarios para todo, pero la verdad que a nosotros nos importó nada las opiniones, al principio a los abuelos les costó aprendérselo y decirlo bien pero les gustó, y yo estoy encantada con el nombre de mi princesa, me parece precioso. Y a mi jamás se me ocurriría decir nada en contra del nombre que alguien haya escogido para su bebé, porque a ellos les aparecerá el mejor del mundo.

Un abrazo

Vicky

Reply
Principesa de Preslav 18 febrero, 2016 at 2:29 pm

Hola Vicky!
Uxue es precioso.
Por cierto, ¿tienen que comprobar algo siendo nombre en euskera? ¿Tuvísteis que hacer algo?
Lo dicho, precioso.
Un abrazo!

Reply
Vicky 18 febrero, 2016 at 2:42 pm

Hola de nuevo!! Que va, mi marido fue al registro al día siguiente de nacer la peque y sin problemas, creo que sólo le preguntaron como se escribía si con S o X, nada más.

Gracias y un abrazo

Vicky

Reply
Opiniones Incorrectas 18 febrero, 2016 at 10:40 pm

Yo jamás le he dicho nada a un padre, es una falta de respeto hacia una persona ilusionada y no hay derecho, pues para él es el nombre más bonito del mundo.

Jeje yo creía que era Claudia y que la K la ponías en coña porque el de Preslav y sus cuatro hermanos tienen todos nombre con K.

Eso sí, aunque nunca ofendería a un padre, hay nombres que considero de cani, de perro, etc. Pero, obviamente, me lo reservo.

Cuando yo estaba embarazada y no sabíamos el sexo, la subnormal de una prima mía y el novio se empezaron a reír del nombre de niña y a decir que le iban a hacer bullying. Yo, como idiota, sólo les dije que cada uno llama a sus hijos como quiere; pero a día de hoy me arrepiento de no haberles dicho que ellos condicionaron a sus respectivos hijos con nombres de polígono a ser los canis/chonis que son en la actualidad.

Besis de fresi

Reply
Principesa de Preslav 18 febrero, 2016 at 10:49 pm

Mira, lo de la ilusión se me ha olvidado comentarlo. Gracias! Porque eso es lo que es, ilusión y además los elegimos con amor absoluto.
Y ya sacando punta, la que comento que me ofendió, tiene un nombre impronunciable para hijo que además registró mal escrito… In-so-li-to
Ala, ya lo he dicho!

Reply
Araceli 19 febrero, 2016 at 12:17 pm

Pues fíjate si vives en Córdoba y pones un nombre vasco, ya que buscábamos algo diferente y que no fuera el típico Rafael (que tiene mi hijo 5 amiguitos de la misma edad que se llaman así), lógicamente muy criticados al principio y con comentarios del tipo y de donde habéis sacado ese nombre. También era condición indispensable que pudieran pronunciarlo correctamente y no pudieran recortarlo. Así que mi hijo se llama Unai y es un nombre tan dulce como él. Me encanta y cada día conozco más gente a la que le gusta, pero parece ser que alguien siempre tiene que ser el primero.

Reply
Principesa de Preslav 19 febrero, 2016 at 12:30 pm

Hola Araceli,
unai también es precioso. Es que en euskera hay muchos ombres que suena alegre, ¿verdad? Unai es uno de ellos.
Lo importante es que estéis felices con la elección y parece que es así.
Besotes

Reply
Enrique 22 febrero, 2016 at 4:34 pm

Nosotros estuvimos a punto de sufrirlo. Teníamos una lista de nombres típicos de nuestra tierra, pero claro, lo malo de los nombres más locales es que fuera de ese ámbito le suenan muy raro a todo el mundo, y como vivimos fuera, las risas y las rimas no faltaron.

Al final fue niña y no tuvimos que tomar la decisión de si seguir adelante o no con el nombre conflictivo de niño, pero yo creo que nos habían jodido bastante esa ilusión de la que hablabais en los comentarios.

Y juegan con una cosa muy poderosa: los demás niños. Porque es cierto que a nosotros como padres nos la puede «refanfinflar» lo que digan los demás, pero cuando te insisten en que «en el cole le van a llamar tal o cual», pues ahí ya tocan fibra sensible, porque el que lo puede pasar mal es el peque. En fin, qué mamones somos.

Reply
Principesa de Preslav 22 febrero, 2016 at 6:31 pm

Ay Enrique… Es que lo de las rimas: Sofia, Sofea… Y esas cosas.
En el fondo, lo mejor es quedarse satisfecho con el nombre, que al crío no le suponga una somanta de ostias en el cole y que lo que opinen los demás… Está de más

Reply
Vicky 11 marzo, 2016 at 3:56 pm

Desde hace muchos años tenía claro que si era niño se llamaría Julián (porque así se llamaba mi tío) y si era niña sería Alicia (por una prima de mi padre a la que tengo especial aprecio). A mi chico le gustaban ambos, y da la casualidad de que hay miembros de su familia con ese nombre, así que cuando me quedé embarazada no hubo debate. Sí que hubo un amigo que al decirle el nombre de Julián me dijo “madre mía, qué de pueblo, va a nacer con boina y todo”.
Total, que al final tuve una niña así que mi amigo pudo respirar tranquilo.

El caso es que pensando en el futuro y en tener un segundo bebé, ya no me sale ponerle Julián, será porque durante un tiempo el bebé que tenía dentro se iba a llamar así. Y si en el futuro tenemos un niño, se llamará Asier, que es vasco y nosotros valencianos pero nos gusta mucho a los dos.

Reply
Principesa de Preslav 11 marzo, 2016 at 8:35 pm

A nosotros también nos ha pasado que los nombres que teníamos ya no nos cuadran. Tenemos otros para niña y niño.
Veremos qué pasa, si es que pasa.
Un beso!

Reply
Principesa de Preslav 16 marzo, 2016 at 3:23 pm

Asier es muy bonito. Yo tengo claros algunos nombres, pero hasta que no pase nada no pienso desvelarlos. Por si acaso!
Besos

Reply
Carmen 7 abril, 2016 at 10:19 am

Ayyy que bien me ha venido la entrada, a mí, que estoy gestando al heredero, y a nadie parece gustarle el nombre elegido. Con el de niña no hay problema, ahora es escuchar el de niño y manos a la cabeza. Lo curioso es que a todo el que critica le pregunto (por joder) bueno y tu, ¿como le pondrías? Y, o no hay respuestas, o hay respuestas vagas, o ellos mismos terminan diciendo ”no, si vuestro nombre no está tan mal” jajajajaja Probadlo los que estéis como yo, veréis que risas.

Reply
Principesa de Preslav 7 abril, 2016 at 10:24 am

Hola Carmen,
Sí, en otros aspectos me ha dado por trolear a los que me vienen con cosas de estas y entonces se quedan cortocircuitados.
Haces bien y adelante con tu elección.
¡Ánimo con la gestación del heredero!
Besos

Reply
Maria 19 abril, 2016 at 10:27 pm

Como siempre muy acertada!!
Nosotros ya en el extrarradio de Deusto decidimos ponerles Asier, Unai y Amaia (con i latina!). Esto no trajo mucha polémica salvo que todo el mundo decía que lo había impuesto yo, la vasca, y que mi maridin el pobre había cedido. Mentira!! Los de los gemes pusimos cada uno un nombre, y con la niña lo teníamos muy claro de siempre.
El debate vino con el apellido. A mí me encanta mi apellido y me daba pena que se perdiese. Así que al poco de empezar a salir (si! Lo tenía súper claro!!) le dije al de al lado que si esto iba a más que mis hijos iban a llevar mi apellido porque me encanta, y el suyo es corrientito… En ese momento, inocente de él, aceptó pensando que esa relación no iba a ir a más. Pero ay…. Angelito….diez años después nacieron los mayores y por supuesto se lo recordé :-). Ahora yo creo que ha cambiado y la madre no tiene que acudir al registro para hacer el cambio de orden de los apellidos, pero hace cinco años sí había que ir. Estuve a punto de claudicar por el dolor de los puntos pero “el de al lado” me animó y allí que me fui completamente dolorida, a 2 dias de haber dado a luz, a solicitar el consentimiento del padre (si, si, el padre tenía que dar su ok) en el registro y que nos diesen el libro de familia.
Ahora todo el mundo piensa que el que es el de Bilbao es el padre… Pero bueno, enseguida lo dejo claro jajajaj
En su familia más o menos se tomó bien porque uno de sus primos los mayores yabl lo había hecho, pero una de sus tías aún me lo echa en cara… Jajaja yo chimpun.

Reply
Principesa de Preslav 19 abril, 2016 at 10:37 pm

Kaixo!
Mira, yo no es que adore mi apellido pero es euskaldun y empieza por M que nunca está de más estar en medio en la lista de clase.
Pero para consorte era importante poner el suyo y cedí. A cambio tengo derecho a elegir el nombre del segundo (si se da el caso)
Ahora no hacen falta consentimientos ni nada, sólo especificar los apellidos del vástago.
Un besote!

Reply
Mami Reciente Cuenta 21 abril, 2016 at 9:18 am

Nosotros también tuvimos polémica. No queríamos un nombre que ya estuviera en la familia. A mi marido le gustaba Paula y a mi Carlota.
Al final ganó Carlota porque mi primo y su mujer tuvieron a su segunda hija dos meses antes que nosotros la nuestra y le pusieron Paula. En el momento de decir el nombre, tuvimos a los que le gustó y dijeron que era bonito y otros que decían que era raro, que er largo que era vete tú a saber qué. La única que fue directa con su opinión fue mi abuela: No me gusta. Tal cual lo soltó, dijo que parecía nombre de chico. Y yo le respondí que se fuera acotumbrando porque no la iba a llamar Isolina como ella.
Saludos

Reply
Principesa de Preslav 21 abril, 2016 at 9:21 am

Mi abuelo también fue contundente, pero de los abuelos lo puedo esperar y asumir, no me molesta. Mi abuelo me miró y me dijo “ummm, no está mal” lo cual ya es bueno. Ahora le importa tres pepinos su nombre, como a todos los demás, Una vez nacen y les ves y crecen con su nombre, nadie vuelve a opinar. Hasta que vas al parque y te oyen los demás llamarle y algunos tuercen el gesto. Pues que les den 😛
¡Un besote!

Reply
Tatiana 27 abril, 2016 at 1:13 pm

Me encanta tu post! Yo tampoco acerté con los gustos de la gente jajajaja aunque si con el mio y el de mi marido… Gracias a eso mis hijos tienen dos nombres preciosos. Mi hijo mayor es Lukas con K y mi hija pequeña se llama Nicole (homenaje a mi bisabuela que se llamaba Nicolasa) y la llamamos Niki.

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 1:22 pm

Hola!! Me encantan las “K” por eso le pusimos a Klaudia con “K” también. Como bien dices, a quien le tiene que gustar es a los progenitores, además, la ilusión es máxima como para que vengan a amargarnos de fuera. Mientras no se dañe el honor de los críos ¿qué más dará lo que diga el resto?
Un beso y gracias por comentar

Reply
Silvia G 27 abril, 2016 at 1:28 pm

Hola!! El post me viene pintado…. Hemos decidido ponerle a nuestro primer hijo Marcelo. En fin, no tiene un motivo concreto, simplemente nos gustó por que es diferente. Al principio intentaba pasar un poco de las caras raras que ponen los más cercanos, pero ya las críticas gratuitas o… “porque un nombre argentino? O italiano? y la pregunta de… “como está Marcelino??” Me cabrean mucho. Me parece tan descarado que a veces no sé ni que contestar!! A una prima le contesté…. “creo que no te he preguntado….” pero me siento tan incómoda contestando! Me parece una gran falta de respeto.
Por supuesto, que no nos hemos planteado cambiar, pero no se como cortar la bromita…. Espero que cuando nazca, cambie la situación!
Un saludo a todas

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 1:31 pm

Hola Silvia!
¡A´nimo y olvídate del resto! Es vuestro momento, os toca disfrutar y si Marcelo os gusta, no hay más que decir. ¿Sabes cuándo flipo yo? cuando me viene alguien a dar lecciones teniendo nombre de persona de 140 años teniendo 30… tendría una tira de barbaridades que responder, pero prefiero no decir nada. Que se aguanten y sobre todo, que nos amarguen la ilusión que tenéis. Un beso!

Reply
Vidas_pixeladas Carla 27 abril, 2016 at 1:46 pm

Mi hijo tiene un nombre asturiano, lo teníamos claro incluso antes de estar embarazada, nos tocó explicar mucho, si fuera un nombre vasco seguro que les parecía más normal, y hubo quien nos dijo que nombre más raro. En madrid pasabanos todo el tiempo deletreandolo y suena como se escribe. Sobre los otros noños siempre encuentran la manera de reírse, nací en Costa Rica y fui la galleta durante años (tosta Rica)

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 1:48 pm

Hola Pixelada!
Yo me llamo Tamara, creo que hasta ahora nunca lo he dicho, pero te puedes imaginar por donde me vinieron las risas teniendo en cuenta que la hija de Presyler se llama igual y hay una cantante de boleros y una pseudo cantante friki que ahora se llama Yurema.
Yo se que mi hija se va a pasar la vida diciendo “me llamo Klaudia, con K” pero tampoco es tan terrible para lo bien que le queda a la criatura. En Euskadi nos pasamos la vida deletreando nombres y apellidos raros, así que…
Un besote fuerte!

Reply
Amamantando 27 abril, 2016 at 1:56 pm

¡Uf, qué decir de los nombres! He pasado por esa situación 6 veces y siempre he ignorado la opinión de la gente. Antes de tener hijos siempre me gustó Zuriñe, vasco por cierto, pero la suerte quiso que el primero fuera un niño y le llamamos Héctor, luego vino César y al poco Arturo. Cuando le llegó el turno a la niña pensamos que debíamos seguir una coherencia y ya que todos tenían nombres de reyes/emperadores con la niña lo haríamos igual. Elegimos Jimena, con J, castellano, aunque haya quien se empeñe en escribirlo con G. Luego vino Catalina, un nombre que me inspira una ternura tremenda y que ha sido el nombre que más problemas me ha acarreado (mi abuela se escandaliza cada vez que oye el nombre porque dice que una Catalina en su pueblo es una mierda grande) y finalmente vino Ricardo.
Generalmente no he tenido demasiadas opiniones desfavorables, pero me han dicho desde que Arturo es un nombre muy grande para un niño (digo yo que algún día crecerá) hasta que si ya iba a dejar de tener hijos que se me acababan los nombres.

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 2:00 pm

Pues sí que os dio por los grandes… Cada uno tiene su criterio y coherencia. Yo tenía nombres para la niña, ninguno para niño, menos mal que me tocó la cría. Ahora tengo uno de cada por si alguna vez tengo más hijos y sé que no me traerán problemas.
Me ecantan la saga que tienes montada en casa.
Un besote

Reply
Marian 27 abril, 2016 at 2:20 pm

Primero de todo me ha encantado el artículo. Segundo a mi todo el mundo me conoce como Marian, creo que hay personas de mi familia que no saben mi nombre legal, María de los Ángeles. Todo viene porque cuando mi padre fue al registro, la persona encargada de tomar los datos negó en rotundo a mi padre ponerme Marian, por no ser considerado por aquellos años (los 80) nombre español y católicos, así que pobre padre novato y nervioso decidio entre aquellos que el señor del registro decidio que eran considerados totalmente Castellanos y católicos,por supuesto.
Me lo he podido cambiar, como bien se ha dicho en el artículo, pero como nadie me llama así…

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 3:43 pm

Eso era muy común antaño. Ahora aquí pasa con los nombres extranjeros japoneses, alemanes etc te piden un certificado de la embajada.
Y en euskera debe estar reglado. Besos!

Reply
Y de repente papis 27 abril, 2016 at 5:44 pm

Qué bueno! Justo iba a escribir un comentario y he visto éste, y es que casualmente mi peque se llama Marian, que para mi es precioso. No nos pusieron problema en el registro, pero aún hay mucha gente a la que le hace cortocircuito que se llame así y no sea un diminutivo. Hasta un amigo llegó a decirnos que eso no era un nombre, que por qué no le poníamos María de los Ángeles… Jamás se me ocurriría opinar sobre un nombre así en la cara de alguien, aparte de por respeto por corte. En fin…

Reply
Miyulina 27 abril, 2016 at 2:23 pm

Nosotros estamos teniendo muchas opiniones no agrdables respecto al nombre. MI niña se llamará Àlex, de Alexandra aunque nos gusta más llamarla por el diminutivo. Toda la familia ha opinado como no, que es de niño, que como vamos a ponerle ese nombre, me han llegado a decir que en el colegio se reiran de ella..

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 3:42 pm

Dile a tu familia que en el colegio se reirán de cosas con la misma importancia que llamarse Alex… Es decir, de lo que les de la real gana reirse!
Alex es precioso por cierto, para niña más que para niño!

Reply
Ira 27 abril, 2016 at 6:28 pm

Tengo una amiga que se llama Alex y me parece genial, además le imprime caracter. Muchas veces se me olvida que es Alejandra. Ella es Alex y punto.

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 10:06 pm

Muchas veces los nombres dan personalidad y está bien que haya variedad joe

Reply
Jessica 27 abril, 2016 at 2:50 pm

Nosotros teníamos claro que si era un niño seria Rafael como mi padre que en paz descanse, no había discusión posible y a élle gustaba, si era niña yo tenia varios en mente pero no me parecio justo imponerme ya que
Él no tenia pega en ceder conmigo. Al fin tengo a mi princesa Rocío conmigo hace 2 años pero justo la cesárea antes que la mía fue una niña a la que llamaron shakira beyonce…por lo que cuando él equipo medico me preguntó y conteste Rocío respiraron con un poco de alivio. Un nombre es algo muy personal que se elige con la mayor de las ilusiones pero hay padres que parece que en lo ultimo que piensan es en la criatura. Por ccierto klaudia me parece pprecioso!! Un saludo

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 3:41 pm

Perdón… Es que Shakira Beyonce hace tambalear los cimientos de mis principios de no decir nada. Casi como Pepe Bowie
Jajajaja

Reply
laura 27 abril, 2016 at 3:13 pm

Nosotros somos gallegos y teniamos claro que iban a tener nombre gallego,para niño lo teniamos elegido desde hacia mucho,Xiao que es Julian en castellano a la gente le costaba pronunciarlo pero no dijeron nada.Pero el deatino quiso que fuera una niña y no teniamoa pensado ninguno hasta que a mi noviose le ocurrio llamarla como el llamaba a su prima Tareixa,su prima es Teresa pero el siempre la llamo por el nombre en gallego.No veas tu la cara de algunos al escucharlo que si que nombre es,que si de donde viene…..Nos dio igual,ahora mi niña tiene casi 10 meses y es la unica de el ayutamiento con este nombre que claro esta le encanto a su abuela materna,sera porque ella se llama Teresa jaja

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 3:39 pm

Nosotros de las primeras veces que fuimos a un parque, resultó que había otra Klaudia (o igual era Claudia) jugando.
Pero no es un nombre común, al menos no como llamar Iker a un niño que lo llamas y te vienen 20 de golpe.

Reply
Beatriz H. 27 abril, 2016 at 3:16 pm

Yo soy de Madrid y también tuve que escuchar muchas tonterías por el nombre de mi niño: Marc.
Pero…anda no sabía que tu marido era catalán! No, no, señora, mi marido no es catalán y somos del atleti no del barca…
Pero Marc acabado en k o en c?? En C?? O sea como en catalán? Si señora si…como en catalán, como en alemán, como en sueco, o como me de a mi la gana que para eso soy su madre!!!!

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 3:37 pm

Jajaja
Es que la gente es la ostia. A mí me pasa al revés, siendo vascos lo raro es no ponérselo vasco, pero Klaudia es en euskera también.
Un drama si eres un ignorante nacionalista que se cree que es de tontos poner nombres españoles hija!
Un beso!

Reply
rocío 27 abril, 2016 at 4:11 pm

Hace tiempo me dijeron como era Rocío es euskera y me pareció muy bonito pero no lo apunté y lo he buscado sin éxito. Me podrías decir cómo es?

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 4:13 pm

Hola Rocío,
“Rocio” en euskera es “Ihintza” si se lee “Iincha”
Es muy bonito!

Reply
maya 27 abril, 2016 at 5:39 pm

Y tanto…tanto que en el registro no nos dejaron poner el nombre de Aaren ( origen escandinavo) a nuestro hijo porque en algunos países puede ser femenino y masculino y nos obligaron a que fuera compuesto con otro nombre que denotara claramente que era masculino. Aún me dura el cabreo y ya han pasado 2 años.

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 5:42 pm

Hola Maya!
Y cual fue el otro nombre que le pusisteis?
Besos

Reply
Julen 27 abril, 2016 at 6:24 pm

Nosotros vivimos en un pueblo de Castellón donde se suele hablar en valenciano y la primera en hacerlo servidora. Cada vez q me preguntan por el nombre de mi hijo me dicen uuyy q raro, de donde es ese nombre? Q significa? Vamos a ver, mi hijo se llama Julen, porque tengo q explicar q significa Julian si no se llama Julian, se llama Julen y punto!! Claro que siempre está la típica que lo dice “a lo valenciano” y lo llama Xulen….lo q hay q aguantar!, pero cómo me gusta el nombre de mi hijo, cada día más! Lo elegiría una y mil veces sin pensármelo!!

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 10:10 pm

Esa es otra, tener que traducir los nombres.
Leches, si tenemos que decir Girona y no Gerona, para qué lo vamos a hacer con los nombres!

Reply
Iratxe 27 abril, 2016 at 6:24 pm

Un apunte, los hijos de Fran Cuesta no se llaman así. En Tailandía los nombres son muy tradicionales y largos, por lo que al final a todos/as les acaban llamando por un apodo. Tienen su nombre Tailándes y después sus apodos, que sí, los apodos son Zipi (fallecido) – Zape – Zorro…etc..

Mi niña se llama Haizea, yo soy de Bilbao y vivo en Cantabria. Cabe decir que el nombre lo decidió el cántabro de su padre, pero bueno. Por si nos ponían pegas en el hospital de Santander pedí un certificado a Euskaltzaindia y en el registro del propio hospital (ahora se registra ahí a la criatura) un hombre que estaba detrás de mi marido, y que era de Barakaldo, al oir a mi marido que por si acaso le daba el certificado a la señorita del registro, montó en colera ”¡¡Que a donde habíamos llegado!! teniendo que justificar el nombre”. Mi marido se cayó y marchó tan pichi, jejejeje.

Mi hija se pasará la vida explicando que su nombre se escribe con H y que la Z se pronuncia S, que vamos, las revisiones médicas y la guardería son un suplicio, pero bueno, con tranquilidad todo se acaba llevando.

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 10:08 pm

Hola!
Pues está bien saber lo de los niños de Frank Cuesta. Algo me suena de otros nombres que había oído.
Este tema da para un libro : )

Reply
Claudia_oh 27 abril, 2016 at 6:33 pm

Estoy de 36 semanas, vamos, a punto de saber si mi bebé será niña o niño. Porque su padre y yo decidimos que no queríamos saber el sexo hasta el momento del parto. Si es niño vamos a ponerle Luca y si es niña Arya,como la de juego de tronos, no tendremos problema para inscribirla no? La verdad nunca me lo había planteado

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 10:06 pm

Pues creo que no tienes que hacer nada para llamarla Arya al ser personaje literario. Te lo dirán en el registro y después nos cuentas.
Que todo vaya bien! Un beso!

Reply
Laura 28 abril, 2016 at 11:33 pm

Ningún problema mi hija se llama Arya, y el peque Jon

Reply
Con Ñ de Cariño 27 abril, 2016 at 7:55 pm

Nosotros con la niña lo teníamos claro, Lola, además nos gustaba desde tiempos ancestrales (13 años juntos antes de ser padres) y la gente decía Lolaaaaaa pero es verdad? pero Lola o Dolores, y porque ese nombre con lo que hay, “joba” porque nos gusta, no bastaba.
Y la gente aún dice y Lola se llama pues vaya, la pobre con ese nombre. Nosotros pasamos de contestar porque es pelearte con gente que no llega tener ni dos dedos de frente.
Pero es que cuando llegó el niño, decidimos ponerle Pau, y también la tuvimos. Que tipo de nombre es ese Pol, Pablo, Paul. Decíamos es catalán y nos encanta, fácil, corto y bonito. Catalán? y eso… porque yo soy valenciana y me gustan los nombres en mi lengua madre. Hubo uno que dijo pues yo le llamaré Pablo, pues nada no creo que el niño te conteste, y me quede muy agusto.
Un saludo

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 9:23 pm

Cuantas veces te he dicho lo mucho que me gusta Lola!?!? Besotes

Reply
Ni 27 abril, 2016 at 8:36 pm

Mi hijo si hubiera sido niña hubiera sido Malen pero fue niño 😉 ahora que estoy embarazada de una niña aparte de que veo muchas que se llaman Malen no me pega llamarle Malen…
Por cierto yo conozco una Arale aquí en Euskadi:-)

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 9:23 pm

En serio!! Conoces una Arale?!? Es que mucha gente no sabe de dónde viene, pero basta que lo sepa uno para desmontar el tinglado y dejarte de friki.
Malen hay muchas. A nosotros nos gustaba Markel que también abundan.
Muxus!

Reply
Ni 28 abril, 2016 at 11:26 am

Sí y se lo pusieron por los dibujos sin importar nada más 😉

Reply
Isabel 27 abril, 2016 at 9:23 pm

Nosotros le pusimos Maria Laura porque somos venezolanos y en Venezuela se suelen usar nombres compuestos y porque nos gusta además, pues recibimos un montón de críticas, que por qué dos nombres? Que como le van a decir María o Laura? Que es muy largo! Que es nombre de telenovela venezolana, hasta un familiar no cercano me dijo de plano que no le gustaba! …. Jajajaja la gente es muy entrometida, para lo que nos importó su opinión….

Reply
Principesa de Preslav 27 abril, 2016 at 9:25 pm

Yo creo que la gente se aburre mucho y entonces decide opinar de lo de los demás. Seguro que cuando les pasa a ellos ya no les hace tanta gracia.
Besos!

Reply
Pili 28 abril, 2016 at 1:01 am

Madre mía, tema nombres… A nosotros nos pasó con nuestra hija, yo escuché hace 5 años el nombre de Arlet y me encantó, siempre pensé que me gustaría llamar así a mi hija, por suerte a mi marido también le gustó, nos parecía original y poco oído y así se llama. No veas lo que hemos tenido que escuchar… Que si es nombre de niño porque acaba en “t”, que si no podíamos haber buscado uno mas raro, bueno y los bisabuelos (todos andaluces) arlé? Q nombre es ese??? Pero bueno, yo sigo pensando que es precioso (ahora por lo visto se a puesto de moda, cada vez oigo más) y no lo cambiaría por otro.

Reply
Principesa de Preslav 28 abril, 2016 at 8:48 am

Oye, pues yo no había oído Arlet, pero es muy bonito. Afrancesado!
¿Y qué es eso de que si acaba en t es de niño?
Besis!

Reply
Ruth 28 abril, 2016 at 9:41 am

Un artículo estupendo. Yo tuve claro que mis hijos tendrían nombres originales y así lo decidimos mi esposo y yo. Estábamos en contra de poner nombres que luego pudieran convertirse en diminutivos pegados a uno para toda la vida, porque mi esposo es y será Luisito para un montón de gente aunque esté cerca de los 50.
Lo que tuvimos claro fue buscar nombres poco oídos, que sonaran bien y acordamos guardar el secreto hasta el momento del nacimiento, así nadie pudo influir en nuestra decisión. Asi que tenemos tres hijos con nombres casi exclusivos, se llaman Zóar, Yézer y Betsaida, excepto el último, que es el de mi hija todavía no he conocido a nadie que lo tenga. Espero que te guste nuestra elección aunque no sean nombres Eusquera.
Besos

Reply
Principesa de Preslav 28 abril, 2016 at 10:03 am

Hola Ruth, no los había oído nunca, pero son originales, eso seguro.
Yo tampoco quería un nombre tan común, de esos que van al cole y hay tres iguales en clase.
Besos

Reply
Laura 28 abril, 2016 at 11:29 pm

Pues yo lo tenía clarísimo con la niña, desde que leí los libros de Juego de Tronos sabía que si tenía una niña se iba a llamar Arya, porque me encanta el nombre y el personaje. Y así ha sido, y mi familia diciendo que como la iba a llamar así, que si la raza aria, blablabla…les dije que si la iban a parir ellos, y que como era hija nuestra la pondríamos el nombre que nos diera la gana..con el segundo fue peor porque hasta una semana antes de que naciera no teníamos muy claro cómo llamarle, y ahí se dedicó todo el mundo a opinar…finalmente decidimos llamarle Jon por seguir con los personajes de los libros…y bueno, lo mismo…todo tipo de comentarios…así que les he vuelto a mandar lejos…

Reply
Principesa de Preslav 29 abril, 2016 at 7:22 am

Hola Laura!
Jon aquí se pone cantidad, ha habido años que ha sido el más puesto en niños.
Y Arya ya he escuchado más de una. Me gusta mucho.
Un besote!

Reply
sol 8 mayo, 2016 at 1:35 pm

Sólo peor deciros el.nombre d e mis.hijos contarles q min hija ss e llama Lua,y el.nene ,IAN , de Lua todo el mundo dice q bonito y q significa Luna en gallego min hija lo dice muchas veces ,IAN es escoceses y creo q asturiano no me acuerdo bien es Juan, contarles q yo.me.llamó.marihuana soledad y desde q vine a España me hago llamar Sol y estoy pensando ahora en cambiarlo no se como se hace , min hija cuando nació su hermano decía q IAN significaba estrella,

Reply
sol 8 mayo, 2016 at 1:38 pm

Hay madre peor no ,quise decir por , y mi nombre. Es Mariana soledad ,Jope este movil

Reply
Principesa de Preslav 10 mayo, 2016 at 9:37 am

Hola!
No pasa nada, mujer, te he entendido perfectamente y te diré que los nombres de tus hijos son muy bonitos así que, ¿qué más da lo que digan los demás?
Un beso!

Reply
Alberto 7 agosto, 2017 at 4:05 am

Comento eones después de escribir tú el post original! Antes de nada, genial entrada a la que llego muy tarde.

Nosotros no tuvimos problemas con los nombres. Erik y Helia (que por cierto, el corrector me indica que no debe ser un nombre correcto con su acepción con H) sólo tuvieron un par de comentarios, pero me voy a quedar con el de una amiga de mi madre, una mujer peculiar que tiene todos los carnets de Opinadora… Le dijo directamente a mi mamá que no podía ser… que Erik es ERIC y que Helia, es ELIA, que debía estar equivocada! Claro! Ella es sólo la abuela! Qué se cree? Que iba a saber mejor que ella el nombre de sus propios nietos? Ante la insistencia de mi madre, la señora acabó sentenciando “que raro… ya le preguntaré a mi hija”… Ojo! A SU hija! No sé que debió contestarle su descendiente. Tal vez esté ya acostumbrada… Ya le preguntaré a mi madre por si he de pasar por el registro a ver si puedo hacer un cambio de nombre, como quien vende una moto…

Reply

Leave a Comment