El momento en el que el 15 es la clave

posted by Principesa de Preslav 8 septiembre, 2015 5 Comments

No es un secreto que no tenga ninguna afinidad con la web bebés y más. En su día leí un artículo sobre el colecho que me escamó bastante y cuando mostré mi disconformidad en Twitter, su editor y autor respondió con un simple “Aja” que terminó por desencantarme lo suficiente como para buscar más artículos y descubrir de qué pie cojeaba el autor.

Aquí el tweet de la discordia:

He de decir que sólo me pasa con los posts de este hombre, enfermero de pediatría de profesión, y creo que se debe a su afán por aleccionar y no por informar.  Pero no es sobre el artículo del colecho, en el que se afirmaba que “los bebés menores de 3 meses DEBEN dormir, SÍ o SÍ”  sobre lo que quiero escribir hoy sino sobre este otro: Euskadi: esa extraña comunidad autónoma donde el 85% de sus extrañas mujeres dan a luz por vía vaginal

Es el momento en el que el 15 es la clave.

Siendo de Euskadi, me extrañó sobremanera la forma en que el autor describe cómo se imagina a las mujeres de la comunidad. Se basa, simple y llánamente, en un dato bastante revelador para aquellos que las cifras lo son todo en los partos: el 85% de las mujeres vascas paren por vía vaginal. Aparentemente es un gran dato, teniendo en cuenta que la OMS establece entre un 10-15% la cantidad óptima de cesáreas en un país.

Sin embargo, a medida que leía que para este hombre las vascas somos como Hulk, me daba cuenta que, aunque prentendía escribir una oda a las vascas, lo que estaba haciendo era ahondar en la ignorancia al respecto de la sanidad pública vasca (Osakidetza)

Es cierto que contamos con un 15% de cesáreas, pero lo que debería importar es la calidad del 85% de partos por vía vaginal que se producen.

Yo no pertenezco al sector sanitario, pero he tenido un bebé en un hospital de Osakidetza (cuando tenía la opción de ir a la privada, donde me recomendaron no ir por el poco respeto con el que se tratan los partos) por lo que me creo con capacidad para opinar sobre este tema. Y para aportar una estadística que no es extrapolable, en la cuadrilla tenemos ya 13 niños/as y siempre hemos comentado los partos entre nosotras, entre otras cosas, para hacer terapia.

¿Por qué hacer terapia?

Pues porque como se comenta en varios de los comentarios del artículo, en Osakidetza ha llegado a primar más el hecho de no superar ese 15% de cesáreas, de no sumar una cesárea más, al hecho de respetar los partos de las mujeres.
En mi caso, ya sabéis a qué me refiero y sino es así, podéis leer aquí el post al respecto de cómo fue mi parto.

Por comentar los del grupo: 1 parto de 36 horas con cesárea como resultado al agotar a la madre, uso de instrumental en 4 de los 13 partos, y 1 ingreso post parto por sobre esfuerzo y bajada de tensión de la madre. A mí modo de ver, de 13 partos en el grupo de amigas, 1 sólo terminó en cesárea, pero 5 de ellos requirieron instrumental o ingreso y todos fueron traumáticos. ¡Gran estadística, verdad! Es un 7,69% así que superamos hasta a Osakidetza.

No me había imaginado el parto de ninguna manera especial y no había prestado mucha atención a las historias que nos habían contado en las clases de preparación al parto, pero una cosa os puedo asegurar: nunca pensé que tendría que estar haciendo tiempo mientras empujaba y la cabeza de mi bebé hacía el yoyo por mi vagina, debido a los recortes de personal en Osakidetza, para no entrar en la estadística del 15%

El 15%

cesareas-principesa-de-preslav

Efectivamente, me parece que el 15% sigue siendo muchas cesáreas, pero tampoco pienso que se deba frivolizar con este asunto para contentar a la OMS, como si eso fuera lo más importante.
En algún momento de este proceso, se ha pasado de realizar cesáreas constantemente para acelerar los partos y terminar antes el trabajo a no realizarlas hasta que el peligro es inminente para la madre o el bebé; y yo pienso que debe haber un término medio entre ambas situaciones.

Quiero pensar que el personal sanitario de maternidad es lo suficientemente responsable como para hacer lo que se debe hacer y no lo que tengan que hacer por ser del 15%. Lo comento porque no es la primera vez que escucho a amistades que trabajan en el servicio, decir que deben pasar 24 horas para que se empiece a considerar la cesárea. ¿Y qué pasa si pudiera ser viable antes de esas 24 horas?

Las vascas no somos verdes

Las vascas no somos verdes. Tampoco somos enormes. Somos mujeres como otras cualquiera, que hemos tenido la suerte de nacer o criarnos en nuestra tierra donde tenemos mar, donde tenemos montaña, donde tenemos grandes fiestas y tradiciones, como el matriarcado vasco; y donde disfrutamos de muchos placeres de forma sana y alegre.

Pero, no nos engañemos, ese 15% no tiene nada que ver con cómo seamos las vascas sino con cómo quiere que paramos Osakidetza.

Para dar más luz sobre el problema de Osakidetza, en los últimos meses, el Gobierno Vasco no hace más que anunciar la cantidad de dinero que se lleva ahorrando en la sanidad pública desde que realizaron ciertos cambios. ¡Me lo creo! y os voy a decir por qué: actualmente, cuando acudes al médico de cabecera con una dolencia palpable (como puede ser una gripe o una faringitis) es prácticamente imposible que te receten algo. Te aconsejan guardar reposo, tomar pastillas naturales para la tos y beber mucho líquido. Suele ser a la segunda visita, cuando ya la fiebre no ha pasado cuando ya te recetan algo, que casualmente, no entra por la Seguridad Social. Así se ahorra en Osakidetza.

¿Queréis otro ejemplo? la retirada de vacunas específicas que evitaban enfermar de ciertas dolencias que se han incrementado en los últimos años y ha costado más tratar a los enfermos que evitar que los haya (esto a nivel nacional). Por evitar entrar en asuntos personales, no voy a comentar cómo se trata a enfermos crónicos, pero sí como se han reducido las visitas y revisiones de los bebés en los primeros 12 meses de vida. Antes se hacía revisión con el pediatra o enfermería todos los meses durante los primeros 12 meses de los bebés, ahora es a la semana, dos semanas, mes, 3 meses, 6 meses, 9 meses y 12 meses; y la mayoría de revisiones las atiende el/la enfermero/a de pediatría. ¡Así se ahorra en la Sanidad Pública!

Puede que te guste también...

5 Comments

Armando 8 septiembre, 2015 at 10:56 pm

Vaya, pues lamento que te sentara mal mi comentario… bueno, en realidad no dije nada, solo asentí. ¿No estás de acuerdo? Pues “ajá”, vale… no sé, ¿qué querías que te dijera? Los bebés menores de 3 meses deberían dormir con sus padres en la misma habitación porque dormir en otra habitación es un factor predisponente del Síndrome de Muerte Súbita del Lactante, como tantas otras cosas.

Si quieres disminuir el riesgo de SMSL debes:
– Dormir en la misma habitación que el bebé hasta los 3 meses.
– Evitar que los fumadores duerman en la misma habitación que el bebé.
– Ponerle a dormir boca arriba con la cabeza ladeada.
– Que el bebé duerma en una superficie lisa, sin cojines, ropa de cama sobrante, etc.
– …

Por eso se dice que deben seguirse estas recomendaciones, para tratar de minimizar riesgos.

Luego dices tú que no estás para nada de acuerdo, pues yo que sé, pues vale, pues no lo hagas… al fin y al cabo todo son recomendaciones, luego cada cual en su casa hace lo que quiere.

Sobre lo otro, lo de las vascas, pues me alegro de haber leído esto… soy un romántico y pensaba que las cifras demostraban otra manera de trabajar… ya veo que no es así, que solo es postureo y un montón de manipulaciones para llegar a ese 15%. Una pena, porque pensaba que allí había nacido una “isla” de buena praxis que debería ser ejemplo para todos. Lo tendré en cuenta en adelante, cuando salga el tema de Euskadi.

Un saludo y perdona por comentar (viendo que no te gusta demasiado mi manera de escribir y que, imagino, no debo caerte muy bien…). Solo quería ampliar mi “ajá”, me pillaste en un momento en el que no me apetecía abrir otro debate (en el blog y Fbk suele haber unos cuantos).

Reply
Principesa de Preslav 9 septiembre, 2015 at 8:18 am

Hola Armando,

Yo creo que hay bastante diferencia entre decir DEBE hacerse esto y lo otro y el SI o SI, la afirmación absoluta, que suele imperar en vuestros artículos. A eso me refería con mi disconformidad. De hecho algún comentario te hacía referencia a la diferencia entre bebés y la imposibilidad de poder seguir las recomendaciones y entonces estabas de acuerdo.
En cuanto al 15% y otras AFIRMACIONES que hacéis, es una cuestión de informarse.
Mi no afinidad hacia lo que escribes creo que se debe a que eres partidario de defender las corrientes en las que crees más que informar imparcialmente, lo cual me parece bien, pero no para mí porque ya lo “sufro” con mi enfermera de pediatría.
Saludos!

Reply
Armando 9 septiembre, 2015 at 8:40 am

Claro, somos enfermeros, es deformación profesional…

He visto el comentario, y no debí fijarme en la edad de quién me lo comentaba, porque mi comentario fue muy laxo. También tengo que decir que hablé de muchas cosas en ese post, y me lo tomé de una manera más general… la recomendación es hasta los 3 meses en la habitación de los padres y luego lo que los padres quieran hacer. Dentro de ese “lo que quieran hacer”, pasamos del “debe” al “estaría bien” que respetaran las necesidades de los niños. Si el niño no quiere estar solo, si duerme mal, pero acompañado de los padres duerme mejor, pues parece bastante claro que les necesita y entonces lo “recomendable” para el bebé es que duerma con los padres. Pero si el niño duerme mejor en su habitación solo, pues como le dije a esa mamá, se hace así, claro.

Reply
Principesa de Preslav 9 septiembre, 2015 at 8:51 am

Yo soy informática y aunque me gusta que las cosas se hagan de una forma, debo darle a mi cliente todas las opciones.
Tu explicación está muy bien, lo entiendo, en su día no me gustó el tono y ya te he dicho antes el por qué.
Si lees más de mí descubrirás otros problemas que he tenido porque mi enfermera o matrona me dijero como DEBE hacerse y no darme alternativas que son igual de viables aunque no vaya con su ideología.
Que tengas un buen día!

Reply
El momento en el que la maternidad duele 30 septiembre, 2015 at 12:13 pm

[…] tener la suerte de estar en un hospital donde se valore más el respeto a la madre y al bebé que las cifras que la OMS pide para que la tasa de cesáreas sea la deseable. Sea como sea, después del parto la maternidad es un […]

Reply

Leave a Comment